Es difícil decir en qué momento del año me gusta más París, pero puedo decirles que hay muy pocas cosas mejores que un día de otoño soleado y fresco paseando por la ciudad con mi cámara.

Cómo agregar un toque cálido a su maquillaje invernal

Es difícil decir en qué momento del año me gusta más París, pero puedo decirles que hay muy pocas cosas mejores que un día de otoño soleado y fresco paseando por la ciudad con mi cámara. El invierno puede ser duro, lo admito. Especialmente para una californiana como yo, que crecí con sol todo el año. Pero ahora que está comenzando, tengo que admitir que tiene algunas buenas cualidades. En los días buenos, la luz puede ser dorada y suave, bailando sobre los edificios de piedra arenisca que atraviesa las últimas hojas que quedan en los árboles, que ahora también son doradas.

Paris Rendez-vous

También es una excelente excusa para abrigarnos y disfrutar de la tibieza. Cuando baja la temperatura, sacamos del ropero las capas de suéteres abrigados, en esta época quizás incluso los gorros y las bufandas. Cambiamos las bebidas heladas por bebidas calientes: con frecuencia las mías siguen siendo para llevar, ya que me encanta salir de paseo y aprovechar al máximo estos días frescos y más cortos antes de que llegue la época más fría. Pero el maquillaje parece ser la excepción. Al llegar los meses más frescos, tendemos a usar tonos más oscuros y fríos, y me pregunto por qué tiene que ser así.

Personalmente, este año, igual que mi suéter colorido, alegre y cómodo, o un café crème caliente de mi cafetería favorita en el Palais Royal, también quiero que mi maquillaje sea cálido. Pienso que en otoño e invierno hay algo suave y chic en el hecho de lucir tonos cálidos y un toque de color en su estilo, especialmente para atuendos para el día. Bronces, dorado, naranja tostado y caoba: estos son los colores que nos rodean ahora y nos dan una sensación de calidez.

Así que he elegido algunos de mis favoritos de Lancôme de mi cajón de maquillaje que me encantan para darle un toque cálido a mi estilo este invierno, para compartirlos con ustedes también. Saquen del ropero un suéter colorido, pidan su bebida caliente favorita y pruébenlos ustedes también...

Dual Finish Highlighter en Radiant Rose Gold y Dazzling Bronze: la luz suave que brilla de forma tan majestuosa sobre París en esta época del año cuando el sol está más bajo en el cielo. Como fotógrafa, se logran hermosos retratos con una combinación de luces y sombras, y me encanta la idea de capturar este efecto en el maquillaje. Los iluminadores Dual Finish Highlighter son mis favoritos indiscutidos, y el hecho de que haya terminado el verano no significa que debamos perder ese hermoso brillo. Últimamente, me encanta usar Radiant Rose Gold como rubor y agregar Dazzling Bronze para delinear. El resultado es una apariencia húmeda y radiante, nunca aburrida.

Matte Shakers en Magic Orange y Nudevotion: además de algunas sombras muy sensuales y oscuras, Lancôme también ha lanzado algunos tonos nuevos cremosos y cálidos por los que últimamente siempre recibo cumplidos de parte de mis amigas. Mis preferidos estos días son Magic Orange y Nudevotion. Durante el día son perfectos como tinte labial liviano y, por la noche, los uso en varias capas para lograr un color duradero, más llamativo y más mate.

Le Stylo a prueba de agua en Bronze Folie y Bronze Riche: un ojo ahumado cálido es una forma sencilla de que su maquillaje sea un poco más llamativo, y últimamente me encantan todos los tonos marrones intensos de Le Stylo a prueba de agua, como Bronze Folie y Bronze Riche. Simplemente delineen su párpado superior y afinen la línea hasta crear un ala pequeña, luego difuminen con la punta de esponja para suavizar el borde.

Agregado a sus favoritos
Confirmación de favoritos

Se ha agregado el producto a Favoritos

Ir a favoritos