No olviden que cada año nuevo puede ser un nuevo comienzo hermoso para la piel.

Año Nuevo, Absolue nuevo

Antes que nada, quiero empezar esta cita deseándoles un ¡Bonne Année! Así se dice feliz Año Nuevo en francés. Aún no había podido hacerlo porque mi 2019 empezó muy lento. El Año Nuevo trajo a la ciudad una gripe tremenda que me dejó de cama durante dos semanas enteras. Así que aunque hasta ahora no parece ser un bonne année para mí, confío en que el 2019 solo podrá mejorar de aquí en adelante.

Paris Rendez-vous

Por fin esta semana ya estoy fuera de la cama y he aprendido a valorar mi salud, así como cualquier otro asunto similar. Debo decir que es una gran iniciativa para empezar el año. Y aunque me siento mejor, no pude evitar darme cuenta de que no me veo para nada mejor. Las enfermedades logran transmitir también sus desventajas a través de nuestra piel: dormir poco, la deshidratación, el cansancio, sonarse la nariz constantemente. Todas esas instancias le quitan a la piel la luminosidad e hidratación y nos dejan líneas finas y la tez opaca durante días, e incluso semanas, después de que nos recuperamos de la enfermedad.

Así que esta semana recurrí a un regalo por las fiestas de Lancôme que aún no había abierto y encontré la cura perfecta, la nueva crema suave, revitalizante e iluminadora Absolue con extractos de rosas. Toda la gama de Absolue es increíblemente lujosa, y su hermoso paquete dorado es el primer indicio del tipo de regalo que nos espera: una crema facial suave y humectante con todo lo que mi piel necesita en este momento.

Elaborada con una exclusiva mezcla de extractos de rosas, esta placentera crema revitaliza visiblemente la piel con humectación, firmeza y volumen. Su textura exclusiva se transforma de una crema hidratante y densa en una loción similar a un suero y, por último, en una capa gruesa de piel con volumen y humectación. Como resultado, reduce las líneas finas, nos brinda veinticuatro horas de hidratación y nos deja la piel más brillante y radiante, al mejorar la renovación celular de la piel. También protege la barrera de humectación, algo esencial durante el invierno ya que brinda hidratación absoluta. En tan solo unos pocos días, después de malcriarla con la nueva Absolue, mi piel está volviendo a la normalidad. Con la crema iluminadora y revitalizante de Absolue las mujeres pueden ver su piel más joven en solo cuatro semanas, por lo que pienso que, si la uso hasta febrero, puedo volver al 2018.

No olviden que cada año nuevo puede ser un nuevo comienzo hermoso para la piel. Con el paso del tiempo, nuestra piel cambia, así como sus necesidades, por lo que no es sorpresivo que las maneras de cuidarnos la piel también cambien. Qué mejor momento que el comienzo del año para decidir brindarle a nuestra piel todo lo que necesita. Ya sea con la nueva Absolue o con cualquiera de los productos para el cuidado de la piel de Lancôme, hagamos que nuestra piel sea tan increíble como queremos que lo sea nuestro 2019.

Agregado a sus favoritos
Confirmación de favoritos

Se ha agregado el producto a Favoritos

Ir a favoritos